¡10 Errores que evitar al planificar una boda!

y qué hacer para evitarlos
552 Vistas
10-errores-que-evitar-al-planificar-una-boda-the-wedding-blog-cover
Una de las cosas más difíciles de planificar un matrimonio es el hecho de que probablemente nunca antes hayas hecho algo así. Aquí te ayudamos con 10 errores que debes evitar!
Palabras por | En Organización de bodas
*

Una de las cosas más difíciles de planificar un matrimonio es el hecho de que probablemente nunca antes hayas hecho algo así. Entrar en el territorio desconocido de la planificación de bodas puede ser abrumador para cualquier novia, más aún sin tener ninguna experiencia previa a la que recurrir.

Algo que puedes escuchar a menudo de las parejas recién casadas cuando reflexionan sobre tu boda es “Ojalá hubiera sabido esto” u “Ojalá hubiera hecho esto de otra manera”. Puede ser difícil cuando las expectativas del proceso de planificación de la boda pueden estar muy alejadas de la realidad. ¡Por eso es tan útil predecir esos posibles errores y tomar medidas prácticas para evitarlos!

Afortunadamente, hay algunas soluciones súper simples para los errores de bodas más comunes que las novias experimentan antes y durante el gran día. Desde problemas de presupuesto, falta de comunicación y la forma de pensar en el día, sigue leyendo para evitar 10 errores de planificación de bodas, ¡Y qué deberías hacer para evitarlos!

 

1. Dejar las tareas para después

Si siempre dejas las cosas para último momento, este es un rasgo del que deberías desconfiar a la hora de planificar tu boda. Ya sea reservar tu lugar, elegir proveedores, enviar invitaciones o adaptar tu vestido, dejar las cosas para el último momento puede causar mucho estrés no deseado y, en algunos casos, afectar la boda entera.

Debido a la naturaleza de la industria, encontrarás que muchos proveedores de bodas solo pueden aceptar un número limitado de reservas cada semana. Postergar la planificación de tu boda puede ocasionar que te pierdas el lugar de tus sueños, que las invitaciones no lleguen a tiempo, o que la banquetera que querías contratar ya no esté disponible.

En cambio: una vez que hayan elegido la fecha de tu boda, ¡Tómate un tiempo para establecer un plan de acción y un presupuesto! Crea un cronograma de planificación mensual que priorice todas tus tareas, con fechas límite para cada una. De esta manera podrás evitar situaciones de las que podrías arrepentirte luego.

En este artículo hemos creado una guía para planear tu matrimonio que de seguro podrá ayudarte con ello.

2. No tener un plan para la lluvia

La lluvia es la peor pesadilla de cualquier novia, ¡Especialmente sin un plan de respaldo en su lugar! Descuidar organizar un Plan B para un día lluvioso es uno de los errores más estresantes para las novias que planean una boda al aire libre.

No importa cuán optimista seas con respecto al clima, la lluvia es totalmente impredecible y puede arruinar todo el día sin un plan de respaldo cuidadosamente considerado.

En cambio: si has decidido celebrar una boda al aire libre, coloca unos toldos en espera por adelantado, o elije un lugar para todo clima que tenga una opción para aprovechar en caso de lluvia. Asegúrate de comunicar tu plan de respaldo a todos tus proveedores e invitados antes del evento para que todo transcurra sin problemas mientras te relajas y preparas para el gran día.

10-errores-que-evitar-al-planificar-tu-boda-the-wedding-blog-chile-2
10-errores-que-evitar-al-planificar-tu-boda-the-wedding-blog-chile-3
3. Preocuparse por complacer a otros

El día de tu boda es una oportunidad para reunir a todos tus amigos y familiares en un solo lugar para una noche de celebraciones. Descubrirás que tus invitados pueden tener sus propios consejos, opiniones y expectativas sobre cómo debería ser el día. Pero no olvides de que se trata realmente tu matrimonio: ¡Tú y tu pareja, el compromiso que se hacen mutuamente!

Preocuparse demasiado por las opiniones de otras personas es un error común que muchas parejas cometen durante el proceso de planificación de la boda. Ya sean las opiniones sobre tu estilo del día, tu vestido de novia, tu lista de invitados o tu menú, es fácil quedar atrapado en estas expectativas al tratar de complacer a todos. Pero esto a menudo puede significar compromisos no deseados en tu propia visión del día.

En cambio: toma el consejo de amigos y familiares con un grano de sal, y en su lugar, concéntrate en las cosas que son realmente importantes para ti y tu pareja. Toma tu tiempo para sentarte a definir el estilo y la visión de tu boda, y refiérete a esto cada vez que empieces a sentirte bajo presión por opiniones externas.

4. Querer organizar y hacer todo tú mismo/a

Puede parecer que planear la boda uno mismo es una manera fácil de reducir costos y ahorrar algo de dinero. Pero asumir demasiado puede llevarte al estrés y la ansiedad a medida que se acerca el día, ¡Te quedarás sin tiempo con tantas ocupaciones en la lista de tareas!

Intentar hacer todo por tu cuenta puede ser simplemente irreal. Piensa en cómo te quieres sentir antes de tu día. ¿Relajado y emocionado? ¿O estresado y corriendo contra el reloj?

En cambio: sé estratégico con los elementos que elijas para hacer tu mismo, y solo realiza tareas que sepas que puedes completar con anticipación, de forma rápida y sin complicaciones. Si hay alguna tarea que sabes que podría ser de último minuto o fuera de tu zona de confort, considera delegarla a un profesional o pedir ayuda a familiares y amigos. ¡Un wedding planner también puede ser una inversión que vale la pena para quitarte un gran peso de encima!

10-errores-que-evitar-al-planificar-tu-boda-the-wedding-blog-chile-1

 

5. Falta de Comunicación con los Invitados

¡La falta de comunicación nunca termina bien, particularmente cuando se trata de una boda! Es muy importante asegurarse de que los detalles del día de tu boda se comuniquen claramente a los invitados, para evitar contratiempos de último momento como los inesperados invitados adicionales, las llegadas tardías o algún paso en falso con el código de vestimenta.
La comunicación con los invitados es especialmente importante para aquellos que planean una boda en otra región o fuera de la ciudad. La falta de claridad con respecto a la ubicación exacta y los horarios de llegada puede generar cientos de llamadas telefónicas de ida y vuelta a medida que los invitados intentan organizar su viaje.

En su lugar, incluye un mapa en el parte de tu matrimonio para que los invitados usen de referencia, que describa claramente toda la información logística de tu día. Guarda la ubicación en tu teléfono y compartela con tus invitados, de esta forma podrán guiarse por GPS (utilizando Google Maps, Waze u otra app) ¡Esto asegura que todos reciban la misma información, y puedes estar seguro de que tu día se desarrollará a la perfección!

6. Hacer Suposiciones Acerca del Número de Invitados

Si bien es cierto que probablemente no tengas una tasa de éxito del 100% con tus invitaciones, hacer suposiciones sobre tus números de invitados finales es un error crítico durante el proceso de planificación de la boda. Por ejemplo, si has reservado tu lugar en función al números de invitados asumidos y ahí tienen reglas estrictas sobre la capacidad, es posible que te encuentres en una situación complicada cuando más invitados respondan ‘sí’, de lo que esperabas.

En cambio: asegúrate de crear tu lista de invitados con cuidado. No invites a ninguna persona que secretamente esperas que decline, ¡Porque nunca lo sabes! Siempre es mejor estar seguro que lamentar, por lo que una vez que haya creado la lista de invitados a la boda, solo debería buscar opciones que puedan acomodar este número. ¡Odiarías estar en una posición incómoda para cambiar de lugar a última hora o tener que rechazar a invitados!

 

7. No investigar a los proveedores

Desde el fotógrafo de tu boda hasta el Dj, tus proveedores se convertirán esencialmente en el equipo de tus sueños para ese día. Ellos serán los que ayuden a dar vida a tu matrimonio a través de su experiencia. Por lo tanto, vale la pena decir que no investigar cuidadosamente a tus proveedores antes de reservar puede ser un error costoso.

Cada boda es única, y encontrarás que diferentes proveedores son los más adecuados para diferentes estilos y presupuestos. No tomarte el tiempo para investigar tus opciones podría llevarte a no estar satisfecho con el resultado final o tener una experiencia negativa. Por ejemplo, si esperas obtener capturas espontáneas y naturales para el día de tu boda elige al fotógrafo de Bodas con mejores cualidades y equipos, ¡No te decepcionará!

En cambio: haz la mayor cantidad de investigación en línea para que puedas tomar una decisión informada, en especial cuando se trata de reservar a tus proveedores. Asegúrate de revisar ejemplos de sus trabajos anteriores para asegurarte de que se alinee con tu visión, y lee los testimonios y comentarios de novias pasadas. Los blogs y directorios de bodas en línea son un excelente lugar para comenzar, ya que puedes visitar las galerías de imágenes, buscar por ubicación y ponerte en contacto directamente con los proveedores para facilitar el proceso.

 

8. Tener un cronograma muy ajustado del día del matrimonio

Quizá te preguntes por qué esto puede ser un error, pero la verdad es que cuando planificas un evento, los tiempos no siempre son como uno espera. A lo mejor el maquillaje tardó más de lo que tenías planeado, o de camino a la ceremonia había más tránsito de lo normal y así.

Tener un cronograma muy ajustado no te permitirá tener espacios de tiempo extra para reorganizarte y a la larga, hará tu día mucho más estresante ¡Y de seguro no querrán eso!

En cambio: contempla siempre tiempo extra ya sea para llegar a la ceremonia o en tus preparativos. También puedes citar a tus invitados al menos 30 minutos antes de la hora de la ceremonia ¡Siempre habrá más de uno que llegará tarde! Pero aún así no se perderá tu boda.

 10-errores-que-evitar-al-planificar-una-boda

 

9. No tener una dama de honor o padrino de bodas

Sabemos que este no es un concepto muy usado en Chile, pero una Dama de Honor o un Padrino de Bodas no sólo tendrá la función de acompañarte y apoyarte durante todos los preparativos de tu matrimonio, sino que también será el/la encargado/a de resolver cualquier problema que surja o tomar cualquier decisión que se necesite durante el día de tu boda. ¡Ese día es para que ustedes como pareja disfruten y celebren sin que nada ni nadie los interrumpa!

Es por eso que te sugerimos escoger a un amigo/a cercano o un familiar que sea de confianza para ustedes para que se encargue de coordinar esos pequeños detalles. ¡Se lo agradecerán enormemente después de haber disfrutado cada minuto de ese gran día!

10. Estrés Innecesario

Planificar una boda definitivamente puede ser un trabajo duro, y con tanto que pensar se vuelve demasiado fácil sentirse estresado por los detalles más pequeños. Ya sea que el proveedor de tus sueños no esté disponible, sucedan cancelaciones de último minuto de algunos invitados, las servilletas que llegan en los momentos incorrectos, siempre habrá pequeños contratiempos que enfrentar durante el proceso. ¡Pero lo importante aquí es tu actitud y mentalidad!
Dar demasiada importancia a detalles triviales puede generar estrés, lágrimas y frustración cuando las cosas no salen como esperabas. Pero, ¿Son esos los recuerdos que quieres recordar después del día?

En cambio: no te preocupes por las cosas pequeñas, y ten fe en que todo se unirá en el día. Es muy importante seguir revisando el verdadero enfoque de tu boda: ¡El increíble amor que tienes por esta persona increíble que está a tu lado! Así que toma un respiro, mantén la cabeza fría y no te presiones tanto. Todo va a funcionar bien, ¡Lo prometemos!

 

10-errores-que-evitar-al-planificar-una-boda-the-wedding-blog-6

 

Confianza en el Proceso

La clave de la planificación de la boda es estar preparado y priorizar. Si bien es posible que no puedas anticipar exactamente cómo van a ser las cosas, al menos puedes prepararte lo mejor posible evitando los errores más comunes escritos en conjunto con 2×3.

Desde expectativas externas hasta una abrumadora lista de tareas pendientes, hay una solución simple para casi cualquier escenario. Por lo tanto, ten en cuenta los consejos anteriores antes de continuar con la planificación de tu matrimonio y podrás ahorrar mucho tiempo y estrés.

Y a fin de cuentas, sin importar cuántos contratiempos de último minuto puedas enfrentar o errores que puedas cometer: Saldrás de la experiencia con un compromiso de por vida con tu mejor amigo/a. ¡Así que simplemente confía en el proceso y diviértete en el camino!

 

10-errores-que-evitar-al-planificar-una-boda-the-wedding-blog-pinterest-cover


Créditos de este artículo:

Palabras por: 2×3.cl
Fotografías por Ampersand Wedding Films
Fotografía de cover: stressfreebrides.com

 

Te puede interesar

No hay comentarios

Dejar una respuesta